02 / Mayo / 2016

Radiografía digital o convencional: entienda las ventajas y desventajas

radiografia digital

La radiografía se estableció como un examen complementario esencial para la práctica de servicios de salud. Mas para permitir la evaluación de fracturas óseas, del tejido pulmonar, de las dimensiones cardíacas, de las paredes intestinales y de muchas otras estructuras del cuerpo humano, el progreso empezó aún en el siglo XIX. Los rayos-x fueron descubiertos en 1895 por Wilhelm Conrad Roentgen, en Alemania, que realizó la primera imagen radiográfica de la historia: el rayo-x de la mano derecha de su esposa. Desde entonces, la radiografía evolucione mucho, y hoy es capaz de generar imágenes cada vez más nítidas con la emisión de una cantidad mucho menor de radiación y una exposición más corta, principalmente con la radiografía digital.

Continúe leyendo para comprender las diferencias entre la radiografía digital y la convencional en este artículo:


¿Cómo se hace la radiografía convencional?

La radiografía convencional utiliza la emisión de fotones de radiación (en el caso rayos-X) y de su interacción con las materias del organismo humano para generar imágenes. Los rayos-X emitidos son parcialmente absorbidos por el organismo, pero algunos consiguen atravesar la materia, chocándose contra el film radiográfico. En ese momento, sensibiliza las sales de plata allí contenidos y los quema. Como cada estructura del cuerpo humano (sea tejido adiposo, muslo, hueso, tejido pulmonar enarenado, etc.) absorbe una cantidad diferente de radiación, el film se quema de acuerdo con ese estándar. De esa forma, se genera una imagen sobrepuesta de todas las estructuras atravesadas por los rayos en el camino.

Para que la imagen sea visible, es necesario revelar el film y que se genere representaciones en tonos de gris. En esa paleta, los tonos más próximos al blanco representan materiales densos, que absorbieran toda la radiación e impidieron que el film quemase. Los tonos más oscuros indican que la mayoría de los rayos-X consiguió atravesar a la estructura y quemar el film, representado las estructuras menos densas.

¿Cómo se hace la radiografía digital?

La radiografía digital se basa en los mismos principios de emisión de rayos-x y de su interacción con el organismo humano. La diferencia es como atraviesan estos rayos a la materia y como serán capturados y procesados de modo a generar imagen. En este caso, no hay necesidad del uso de placas de film o del proceso de revelación.

En la radiografía digital directa, los rayos-x son capturados por una placa de circuitos sensibles a la radiación que genera una imagen digital y la envía al computador en la forma de señales eléctricos, la imagen se procesa y llega a los profesionales de salud, pueden ser almacenadas o impresas. En la radiografía digital indirecta, los rayos son capturados por una placa de fósforo que necesita ser escanearse para que se transmita la imagen a los más diversos locales, de la misma forma que la radiografía directa.

¿Cuáles las desventajas de la radiografía convencional?

Para que una buena imagen se genere desde la radiografía convencional, es necesaria la cantidad correcta de radiación. Un error en la dosis puede generar una imagen muy o poco penetrada, que no permitirá la identificación de lesiones con seguridad. Pero, aunque use la técnica perfecta, considerando que la nitidez y el contraste de la imagen radiográfica convencional son naturalmente más bajos, el paciente acaba exponiéndose a una cantidad mayor de radiación que en la radiografía digital para una imagen con la misma calidad.

El proceso de revelación del film, además de ser más una etapa (necesita más profesionales), genera sustancias que contribuyen para la contaminación del ambiente. Y el propio film acaba desechado a lo largo de los años generando basura. Aunque el proceso de revelación se realice en menos de una hora, no se compara con la agilidad del sistema digital que genera las imágenes en algunos segundos.

¿Cuáles las ventajas de la radiografía convencional?

Por ser una tecnología muy bien establecida, la radiografía convencional puede realizarse con aparatos más económicos y simples, sin la necesidad de conocimiento especializado para el proceso. Basta posicionar bien el film y el paciente, con la emisión de rayos-x en la cantidad correcta en el tiempo pre determinado. Por esta razón, pequeños centros de salud o de imagen ya consiguen realizar el examen, aumentando el acceso de la población.

¿Cuáles las desventajas de la radiografía?

Por ser una tecnología reciente, demanda una inversión mayor en términos de aparatos y de actualización de técnicos que deben estar listos para trabajar con el procesamiento de la imagen en la computadora.

¿Cuáles las principales ventajas de la radiografía digital?

Superior en relación a la nitidez, al contraste, a los detalles y a la diferenciación de densidades, la imagen generada por el sistema digital exige una exposición menos rigurosa a la radiación que la radiografía convencional. Eso ya reduce los riesgos del examen para el paciente y deja el ambiente de trabajo, más seguro para el técnico. Además, como la imagen se genera inmediatamente en el computador, puede ir rápidamente para el médico radiólogo. Ese profesional pronto emite el informe médico para un especialista remoto o para el médico responsable por el paciente dentro de la institución, que puede dar el diagnóstico e iniciar el tratamiento adecuado, dando más agilidad y eficiencia a todo el proceso de cuidado.

Toda esa movilidad del archivo digital de la radiografía se facilita por el Sistema Digital de Almacenamiento y Comunicación (PACS) integrado al Radiology Information System (RIS), utilizado en todo el mundo por los servicios del área médica, siguiendo los modelos de calidad establecidos por el Digital Imaging and Communications in Medicine (DICOM). De esa forma, la institución en tiempo de procesamiento y transporte, mejorando la productividad.

Otra grande ventaja de la radiografía digital es la posibilidad de procesamiento de imagen por el computador, lo que permite el ajuste de contraste la ecualización por histograma e, incluso, la reducción de imágenes de forma a favorecer la identificación de lesiones. Todo sin el uso de films y sustancias contaminantes, lo que demuestra que la radiología digital es más sostenible.

Descubra más sobre como la radiología digital pode contribuir para la inteligencia del flujo de trabajo, aumentando la agilidad en la captura, en el procesamiento y en la distribución de imágenes con un clic aquí.