23 / Enero / 2020

Sistemas PACS permite acceso remoto a exámenes y promueve asertividad en el diagnóstico

RIS, central de laudos, humanização da Saúde

Modelo que utiliza la computación en nube para compartir imágenes permite que médicos en diferentes localidades evalúen exámenes complejos, ampliando la precisión y presentando agilidad

 

La innovación acelera procesos, disminuye distancias y amplía la precisión en la Salud. Cuando se trata de la medicina diagnóstica, el gaño de asertividad proporcionado por la digitalización de imágenes médicas, a través del Sistema de Archivamiento y Comunicación de Imágenes (Picture Archiving and Communication Sysyem – PACS), puede ser ampliado por la combinación de tecnologías como la computación en nube, que permite el acceso remoto a los exámenes.

Para extraer lo máximo de esta combinación, se recomienda integrar el PACS al Sistema de Información en Radiología (Radiology Information System o RIS), para promover la estandarización y gestión completa del centro de medicina diagnóstica. Así, los médicos radiólogos tendrán acceso a los exámenes y podrán evaluarlos apoyándose en una lista de trabajo vía RIS. Este listado permite organizar el flujo y permite el acceso de varios radiólogos a un mismo informe médico, independientemente de donde estén y de cual dispositivo utilizarán, sea una computadora, una tablet o un smartphone. Esta facilitad permite que las imágenes sean visualizadas en nivel avanzado, aunque remotamente.

Marcelo Domingues, consultor experto en medicina diagnóstica de MV, explica que el modelo permite que un médico realice videoconferencias con otros profesionales para computar y agilizar el diagnóstico, siendo denominador común en caso de exámenes complejos. El análisis final puede ser realizado por un revisor o por un médico de tercera opinión; cuando no haya acuerdo entre los primeros dos informes médicos. Todo sin necesidad de que ellos estén en el mismo ambiente físico. Las imágenes pueden presentarse disponibles, también, en el quirófano del médico que necesita operar un accidentado, en el consultorio de un profesional que evalúa la evolución de un tumor cancerígeno o, aunque, cuando el médico y el paciente está en lugares diferentes;

En la visión de Domingues, el principal beneficiado es justamente el paciente, que tiene el diagnóstico agilizado y con la precisión ampliada; él menciona que “en este caso, se permite direccionar un profesional específico para determinado diagnóstico, aunque el profesional esté fuera de la institución. Cuanto más elevado sea el nivel de la precisión del informe médico, mejor para es el paciente, en el caso de que haya algún síntoma o anomalía. El tratamiento es direccionado a un profesional calificado mucho más rápido”.

La movilidad aún se dirige a aspectos como la humanización de la Salud al promover más conforto al usuario de los servicios. El consultor experto de MV destaca que “el sistema PACS evita el desplazamiento desnecesario del paciente para una unidad en que haya un determinado experto”, así, explica que el examen puede ser realizado en un lugar y puede informar el resultado en otro, con profesionales especializados para cada tipo de patología.

Cambios en la gestión

Domingues destaca que la integración entre RIS y PACS, mesclada con la movilidad, impacta en la productividad del médico radiólogo, explica que cuando hayan profesionales subutilizados en la institución, ellos pueden contribuir en la elaboración de estos informes médicos en determinado momento ocioso, tanto en la propia unidad cuanto en la casa.

Las ganancias financieras también pueden ser sentidas de modo directo, sea a través de la economía generada por el fin de las impresiones de las imágenes médicas (que son eliminadas de, al menos, 30% de los pacientes, conforme el experto), sea por la facilitad proporcionada por la movilidad y por el acceso remoto a las imágenes.

“Otro modo de revertir el uso del sistema PACS como gaño financiero es a través de la creación de una central de informes médicos, que permita la venta de este servicio para instituciones de menor porte que no cuentan con esta tecnología”, destaca Domingues. El modelo aún permite que sean entregados servicios de excelencia a los lugares más lejanos de los grandes centros urbanos, que, muchas veces, no cuentan con profesionales capacitados y equipos adecuados.

Con la movilidad, por lo tanto, cuestiones como agilidad, precisión diagnóstica, comparación de exámenes, reducción de costos sobre las imágenes, pérdida de exámenes impresos, van, poco a poco, haciendo parte del pasado y permitiendo ganancias tanto para los pacientes cuanto para la gestión y para el sistema de Salud en todas áreas.